#60 – ¡Hosanna!

#60 – ¡Hosanna!

Mar 25

¡Hosanna! ¡Hosanna! ¡Hosanna!
En cielo y tierra,
es del Señor la gloria y potestad,
y nos circunda con su amor
a excelsa Trinidad.
Alzad, pues, himnos de loor,
que es grato al sumo Bien,
y a Dios rindamos todo honor
ahora y siempre, amén.
¡A Dios rindamos todo honor,
todo honor, todo honor!
¡A Dios rindamos todo honor,
ahora y siempre!
Amen.

#59 – Jehová en el alto cielo

#59 – Jehová en el alto cielo

Mar 25

Jehová en el alto cielo,
Jehová en esta tierra,
Jehová en su santo templo
es digno de alabanza.
Venid y adoradle,
y dadle todo honor.
Silencio ante el Señor.
Silencio ante el Señor.
Amén.

#58 – Jehová te bendiga

#58 – Jehová te bendiga

Mar 25

Jehová te bendiga,
te guarde y brille sobre ti su faz,
y te dé paz, y te dé paz;
te dé su gracia y su misericordia,
y alce a ti, y alce a ti su rostro;
ponga en ti gracia, y en ti haya paz.
Amén.

#57 – Jehová está en el Santo Monte

#57 – Jehová está en el Santo Monte

Mar 25

Jehová está en su santo templo,
Jehová está en su santo templo;
seamos reverentes,
seamos reverentes
ante el Señor.
¡Silencio!, ¡silencio!,
ante el Señor. 
Amén.

#56 – Gloria sea al Padre

#56 – Gloria sea al Padre

Mar 25

Gloria sea al Padre
y al Hijo Dios
y al Santo Espíritu.
Como eran al principio,
son hoy y serán por siempre.
¡Gloria sin fin! Amén, amén.

#55 – A Dios, el Padre celestial

#55 – A Dios, el Padre celestial

Mar 25

A Dios, el Padre celestial;
al Hijo, nuestro Redentor;
al eterno Consolador,
unidos, todos alabad.
Amén.

#54 – Gloria demos al padre

#54 – Gloria demos al padre

Mar 25

Gloria demos al Padre,
al Hijo y al Santo Espíritu.
Como eran al principio,
son hoy y habrán de ser
eternamente. 
Amén.

#53 – Padre reunidos

#53 – Padre reunidos

Mar 25

1. 
Padre, reunidos todos aquí
te damos gracias por tu bondad,
por tu cuidado paternal,
por la abundante luz matinal.

2. 
Haz que gozosos estemos hoy;
que trabajemos llenos de afán;
préstanos, Padre, tu protección;
a todos danos tu bendición.

#52 – ¡Oh Dios, que oyes cada oración!

#52 – ¡Oh Dios, que oyes cada oración!

Mar 25

¡Oh, Dios, que oyes cada oración,
escucha nuestra humilde petición!
Tú, que eres vida, gozo y solaz;
danos tu gracia y tu dulce paz.
Amén.

#51 – Despídenos con tu bendición

#51 – Despídenos con tu bendición

Mar 25


Despídenos con tu bendición
al retirarnos de este lugar;
que la merced de la reunión
en nuestras almas pueda quedar.
Amén.

# 44 – Cristo, ya la noche cierra

# 44 – Cristo, ya la noche cierra

Mar 25

1. 
Cristo, ya la noche cierra;
al turbado da solaz;
nuestro error te confesamos;
da reposo, calma y paz.

2. 
Cuando el enemigo asalte
y ande en torno destrucción,
que tus ángeles, oh Padre,
den amparo y protección.

3. 
Aunque lóbrega la noche,
siempre vernos tú podrás
vigilante, sin cansarte,
a tu pueblo guardarás.

4. 
Si la muerte nos alcanza
en el lecho nuestro aquí,
que Jesús en su gran día
nos despierte en gloria allí.

#43 – Oh Dios, si he ofendido un corazón

#43 – Oh Dios, si he ofendido un corazón

Mar 25

1. Oh Dios, si he ofendido un corazón,
si he sido causa de su perdición,
si hoy he andado yo sin discreción
te imploro perdón.

2. Si he proferido voces de maldad,
faltando en demostrar la caridad,
oh santo Dios, buscándote en verdad
te imploro perdón.

3. Si he sido perezoso en trabajar,
o si he deseado yo contigo estar
en vez de hacer tu celestial mandar,
te imploro perdón.

4. Tú, del contrito, fiel perdonador,
que atiendes al clamor del pecador,
dame perdón y guárdame en tu amor,
por Cristo. Amén.

#42 – Condúceme, Maestro

#42 – Condúceme, Maestro

Mar 25

1. 
Condúceme, Maestro, por tu bondad,
y así jamás me falte seguridad;
no puedo un solo paso sin ti andar;
oh, mi Jesús, sé siempre mi Luminar.

2. 
En tu amor envuelve mi corazón,
y dale paz y calma en la aflicción;
que halle en ti reposo allá en la cruz,
que siempre me halle cerca de ti,
Jesús.

3. 
Y cuando fuerte azote la tempestad,
y al alma desanime la adversidad,
condúceme, Maestro, por tu bondad,
y así jamás me falte seguridad.

#41 – Las Faenas terminadas

#41 – Las Faenas terminadas

Mar 25

1. 
Las faenas terminadas,
con el nocturnal telón
que de los celestes atrios
ya desciende en bendición,
viene el sábado glorioso,
de lo alto el rico don.

2. 
Depongamos toda carga,
toda cuita, todo afán;
y pidamos ante el Padre,
do sus hijos hoy están,
en el sábado glorioso,
el divino y vivo pan.

3. 
Padre, tu favor concede;
por la noche guárdanos;
que sintamos tu presencia;
con la luz despiértanos
en el sábado bendito,
tu preciado día, oh Dios.